Alergias e intolerancias

Alergias e intolerancias alimentarias

Por qué son tan importantes las alergias e intolerancias

Las alergias e intolerancias han aumentado durante los últimos años. Las causas todavía no se conocen con exactitud aunque las hipótesis están a la orden del día. Este es el motivo principal por el que he querido escribir sobre esta temática. Además, siempre me ha interesado por qué son las únicas patologías cuyo tratamiento es la alimentación. A más a más, son numerosas las personas que acuden a consulta pidiendo ayuda por las dificultades que se encuentran en el día a día. Son las siguientes:

  • Encontrar productos libres de alérgenos, aunque desde 2013 son de declaración obligatoria (Reglamento 1169/2011 sobre la información alimentaria facilitada al consumidor). Sin embargo, supone una inversión importante de tiempo en leer las etiquetas. ¿Lo bueno? Aparecen escritos en negrita.
  • Comer fuera sin ningún tipo de riesgo. No todos los restaurantes disponen de zonas separadas para evitar el contacto entre platos aunque deberían. O bien el camarero tiene que consultar al cocinero sobre los ingredientes. Pero incluso hay algunos que hasta los incluyen en la carta.
  • Cocinar con nuevos ingredientes. Se requiere práctica y supone preparar platos diferentes que el resto de comensales así como usar utensilios y preparar la comida en zonas separadas. También implica buscar recetas adaptadas.

La prevalencia varía en función del alimento implicado. De todas maneras, lo veremos en posts sucesivos que iré publicando.

Causas

La aparición depende de la genética (aparición en la infancia), el ambiente (estación del año, limpieza…) y patologías asociadas (son secundarias y momentáneas).

Antes de comentarlas, quisiera explicar cómo se producen. La reacción alérgica se produce tras un segundo contacto por la presencia de anticuerpos generados la primera vez que tocamos, ingerimos o olemos el desencadenante que puede ser un alimento o una partícula del ambiente (ácaros, polen, pelos de animales, etc). Este sería el caso de una alergia. Posee el inconveniente que es permanente.

En cambio, las intolerancias aparecen durante y tras la ingesta del alimento, independientemente del momento y la dosis. A más a más, se distinguen las de inicio en la infancia por falta de una enzima y las secundarias a otras patologías.

Además, la sustancia que genera el conjunto de síntomas difiere entre las 2 hipersensibilidades. Por un lado, las alergias se producen a causa de las proteínas, dado que son resistentes a la digestión y al calor, solubles en agua y tienen un peso determinado. Por otro lado, las intolerancias se producen por la falta de una enzima que se encarga de romper los carbohidratos en unidades más pequeñas.

Hasta aquí, os he contado las principales diferencias entre los factores implicados en su aparición. Pero todavía falta conocer otras causas que os pongo a continuación:

  • Teoría de la higiene. Reducción en las tasas de infecciones por la medicalización y la limpieza a fondo. Incluso se ha relacionado con los animales (el contacto des de bien pequeños nos inmuniza y resulta más fácil detectarlas).
  • Contaminación del ambiente (polución, tóxicos y fenómenos atmosféricos entre otros).
  • Estrés que desencadena la producción de moléculas inflamatorias y altera nuestras defensas.
  • Alteración digestiva por múltiples razones (aplicable exclusivamente a intolerancias).

Alimentos implicados

Los alimentos implicados son 14 y tal como he comentado anteriormente, han de mencionarse en el listado de ingredientes por el riesgo que supone la ingesta, el contacto o la inhalación. Son los siguientes:

  1. Cereales con gluten (trigo, cebada, centeno y derivados). La avena se incluye ya que los cultivos están situados cerca por lo que pueden migrar restos hasta los cereales. Y además las fábricas suelen usar ambos cereales que se procesan en las mismas máquinas y ni la limpieza es suficiente para eliminar todos los riesgos. Es lo que se conoce como contaminación cruzada.
  2. Leche y derivados. No sólo por la lactosa, también por la proteína de la vaca.
  3. Los crustáceos.
  4. Los moluscos.
  5. El pescado.
  6. La soja.
  7. Los cacahuetes. Aunque no lo parezcan son legumbres. A pie de calle son frutos secos por su similitud en el valor nutricional.
  8. Los frutos secos.
  9. El huevo.
  10. El apio.
  11. Las semillas de sésamo.
  12. La mostaza.
  13. El dióxido de azufre y los sulfitos.
  14. Y los altramuces.

alimentos implicados alergias e intolerancias

Habría que incluirse la fructosa (azúcar procedente de la fruta usado en la sustitución del azúcar de mesa), la galactosa y el sorbitol. Incluso puede haber una alergia a determinadas frutas (conocida por LTP) o alimentos proteicos por el contenido en determinados aminoácidos (es metabólica). Los aditivos, esas famosas Es tan temidas, también pueden generar reacciones en determinadas personas. Ocurre lo mismo con la histamina que se acumula en el organismo por falta de la enzima DAO.

Diagnóstico

Y como ocurre con la mayoría de síndromes y patologías, es necesario detectarlas mediante test supervisados por un profesional sanitario.

Así que empecemos por las alergias ya que engloba varias pruebas:

  • Historial clínico (antecedentes, síntomas y contacto con el alimento en cuestión).
  • Analítica sanguínea específica (IgE).
  • Prick Test (inyección de una batería de alérgenos en la sangre a través de la piel).
  • Test de exposición oral controlado (útil en niños para valorar tolerancia por si dependiera de la dosis).

analítica sanguínea

Respecto a las intolerancias, se realiza el test del aliento o más comúnmente conocido como el del hidrógenos espirado. Se trata de ingerir el hidrato de carbono con agua en ayunas y valorar el aliento antes y después de un tiempo. Se valoran los síntomas en caso que los hubiera.

Síntomas

En el caso de las intolerancias, son digestivos. Es decir, se producen gases, dolor e hinchazón abdominal, diarreas o estreñimiento y malabsorción de nutrientes.

Respecto a las alergias, las manifestaciones pueden ser cutáneas (picor e hinchazón), respiratorias (asma y rinitis), gastrointestinales (similares a las intolerancias) y anafilaxia (el peor de los síntomas y cuyo tratamiento es la adrenalina. Es importante pinchársela nada más detectarla para evitar la muerte).

síntomas alergias e intolerancias alimentarias

En resumen, os dejo esta infografía que os pongo a continuación y que os podéis descargar aquí.

Alergia vs intolerancias alimentarias

Y para finalizar, os pongo unos consejos para que os resulte más llevadero.

Consejos

consejos alergias e intolerancias alimentarias

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

También os los podéis descargar siguiendo este enlace.

Espero que os haya sido de utilidad y próximamente iré compartiendo más información sobre las distintas alergias que hay.

También te puede interesar...

Artículos populares

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *