Lácteos sin lactosa

Desmitificando #1 Leche sin lactosa

¿Es necesario tomar leche sin lactosa?

Recientemente, la leche sin lactosa se ha publicitado enormemente, por lo que me ha llevado a escribir esta primera entrada en el blog. Personalmente, considero que estos anuncios y la manera en que se han planteado lo único que consiguen es generar confusión entre la población general. Y además hacen referencia a sentirse más ligero al consumirlos, cuando en realidad, esta gama de productos solo se recomiendan en caso de personas que han sido diagnosticadas de intolerancia a la lactosa ya que les falta la lactasa, una enzima que se produce en el intestino delgado y es la encargada de digerir la lactosa, que es el azúcar que encontramos en la leche y sus derivados. No es necesario que la gente que no padezca esta intolerancia, consuma leche y lácteos sin lactosa ya que se genera una intolerancia a la lactosa temporal.

Además, la lactosa, al no ser digerida, llega hasta el intestino grueso donde es descompuesta por las bacterias dando lugar a la producción de gases. Se manifiesta en forma de náuseas, vómitos, diarrea y dolor abdominal.

¿Cuál es la prevalencia mundial?

La prevalencia es variable según el país.

Prevalencia
Población
100%
Asia
80-83%
África, Arabia, Esquimales
24%
Estados Unidos (caucásicos)
15%
España, Rusia
6%
Inglaterra
<3%
Dinamarca, Suecia, Holanda

¿Por qué se produce?

La intolerancia puede ser transitoria o permanente debido a la gran variabilidad de las causas:

  • Hereditaria producida por una alteración genética.
  • Déficit en niños prematuros ya que la lactasa se expresa a partir de la semana 28 de gestación.
  • Carencia primaria.
  • Falta secundaria y transitoria (celiaquía, gastroenteritis, enfermedad de Crohn o tratamiento con antibióticos. También se debe al hecho de no ingerir lácteos.

¿Cuál es el tratamiento si tienes intolerancia?

El tratamiento consiste en evitar todas las fuentes de lactosa como la leche, el queso, el yogur y otros derivados lácteos (mantequilla, nata, natillas, flan, helado). El contenido de dicho azúcar de estos alimentos es variable en función del contenido en grasa del alimento, es decir, cuánto mayor sea el contenido en grasa del alimento, menor cantidad tendrá. En cuanto a los quesos, también influye el grado de maduración ya que cuanto mayor sea, menos lactosa tendrá. De forma alternativa, pueden tomar alimentos que no contengan lactosa (bebida de avena, bebida de arroz, bebida de almendras o bebida de soja), ya sea porque el producto no la contenga de forma natural o no haya sido elaborado con lácteos como alimentos a los que se les ha eliminado la lactosa por un proceso de adición de lactasa.

Finalmente, es importante tener en cuenta que se suele utilizarse como aditivo alimentario en carnes, salsa, rellenos, sustitutos de las comidas, comidas precocinadas, sopas, galletas, chocolates, dulces, cereales secos, fruta congelada o en lata y en café instantáneo. También en medicamentos en forma de excipiente o estabilizador.

 

También te puede interesar...

Artículos populares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *